5.12- El plan para la “Nueva Era”: el golpe de timón en el socialismo con características chinas.

Por Joaquím J. P.


Resumen:

Recientemente el Partido Comunista Chino ha tomado una serie de medidas encaminadas a influir e intervenir el sector privado chino. Este paquete de medidas, anunciado el 15 de Septiembre de 2020, fue comunicado a través de un dictamen oficial de Comité Central del PCCh a la agencia de noticias gubernamental Xinhuanet.com. En este breve artículo hacemos un resumen del documento de 100 medidas, para que los lectores puedan hacerse a la idea de su trascendencia. Palabras clave: Socialismo, China, Nueva Era, Marxismo, Pensamiento Xi Jinping.


Contexto


Hace ya varios días, el 15 de septiembre, el Comité central del Partido Comunista Chino emitió un comunicado importante que desvela el desarrollo de una nueva etapa, denominada la “Nueva Era”, en la construcción del socialismo de características chinas. La apertura de esta nueva etapa no es casual, responde a varios acontecimientos geopolíticos y geoestratégicos a los que se enfrenta la nación China y el estado socialista, entre ellos el fin de la globalización tal como la conocemos, y la polarización y enfrentamiento de la burguesía industrial/productiva contra la burguesía financiera por la hegemonía occidental, como describimos en un artículo publicado en junio en esta misma revista [1]. Este cambio en la geopolítica que impulsa la burguesía productiva/industrial, implica que las deslocalizaciones de capital y medios de producción occidentales en Asia y sobre todo en China puedan deshacerse, y que las grandes industrias productoras occidentales vuelvan a occidente mediante políticas proteccionistas, a la vez que se establecen aranceles contra las empresas asiáticas y chinas que quieran vender en occidente, tal como está haciendo Trump en EEUU.


Ante esta amenaza real que podría afectar severamente el crecimiento económico e industrial Chino, el PCCh se ha visto obligado a tomar una serie de medidas internas reflejadas en un dictamen emitido y comunicado a la agencia de noticias gubernamental China Xinhuanet.


Tras haber leído este dictamen, hemos considerado oportuno realizar un resumen del significado de estas medidas y las consecuencias que podrían tener para China, así como la nueva estrategia tomada por el PCCh que representa esta “Nueva Era”.


El documento en cuestión pueden encontrarlo en la web de la agencia oficial de noticias del gobierno de la República Popular China [2].


Este dictamen no es solo un intento de intervención en la economía del sector privado Chino, es también una clara muestra de ciertas diferencias estratégico-ideológicas entre Xi Jinping y Li Keqiang. El dictamen supone una corrección pública a unas declaraciones de Li hechas el 11 de septiembre, día en el que Li Keqiang convocó una rueda de prensa sobre su propuesta para la “descentralización, desregulación y servicio de la economía privada” dirigida a las medianas, pequeñas y microempresas, en la que culpó al PCCh y a la burocracia del mismo de la mala situación de ese sector empresarial, acusándolo de irresponsabilidad y abandono, enfatizando que “la desregulación y la apertura son la tendencia general” y exigiendo “reducir la intervención humana en el sector privado para permitir su desarrollo”.


Estas declaraciones de Li Keqiang muestran que el PCCh tiene corrientes internas pro liberalismo y contrarias a la corriente dominante del Partido que representa el pensamiento Xi Jinping (que Rodrigo Cueto analizó para la revista en el último número publicado [3]).


Realizada la pertinente contextualización, a continuación dejamos un resumen de los puntos más importantes y su desarrollo dentro de este plan llamado “Nueva Era” impulsado por el PCCh y Xi Jinping.


I. Afianzamiento y formación de las relaciones del PCCh para con los empresarios, accionistas y CEO's del sector privado chino.


Una de las claves del documento es el énfasis en la necesidad de la vinculación patriótica de los empresarios y dirigentes de las empresas del sector privado para que queden vinculados a la nación política china, sus tradiciones, intereses e historia. De esta forma se sigue desarrollando la idea del socialismo de características chinas, creando y manteniendo una burguesía nacional plegada a los intereses de la nación política dirigida por el PCCh.